domingo, 10 de junio de 2007

Sin Paula pero con Prisa

Nada más terminar Periodismo, en el 2000, salió escopeteada para Madrid. Natural. Cuando yo estaba terminando la carrera también conté los días que me separaban del título de periodista, pasaporte en regla para levantar el vuelo del domicilio familiar.

Lo que pasa es que yo me iba de Pamplona a dar un cierto periplo personal y profesional, con la intención de regresar tarde o temprano a esta ciudad (y fue tarde, pardiez: veinte años después). Pero Paula como que no: una sobredosis de la capital, ya se sabe, provoca o grandes amores o profundos odios, y a ella le enganchó bien enganchada. Comenzó la profesión en una de tantas empresas que esos años nacieron en busca de El Dorado Internet. Un año después, en pleno pinchazo de las puntocom, se estrenó en el periodismo impreso, en un grupo dedicado a la realización de revistas corporativas.

Otro añico ahí, y de vuelta al mundo de los nuevos medios, esta vez de la telefonía, donde lleva casi cinco años dando e ideando contenidos para los móviles, esos aparatejos que han pasado de exóticos a imprescindibles en un plisplás. Recuerdo, por ejemplo, que cuando en 1995 y por razones de mi cargo me obligaron a llevar uno encima (un motorola zapatófono que pesaba más que un tanque a pedales), Paula pasaba vergüenza de servidor y me obligaba a llevarlo escondido y a hablar a escondidas. Y fíjate ahora: se siente triste si su última creación para este mercado recibe por debajo del medio millón de peticiones. Doce años no es nada.

Paula se ha convertido, casi sin querer, en una de las mayores expertas en contenidos y servicios para la telefonía móvil de este país. Y esto no lo digo arrastrado por la baba de orgulloso padre (que también), sino porque el mercado profesional, que no tiene un pelo de tonto, lo sabe.

Hace medio año, el director general de Contenidos de Prisacom, Mario Tascón, nos visitaba en la Facultad y ya lo anunciaba ante los alumnos de 3º y 4º de Periodismo: los cibermedios en general y los suyos en particular vuelven a entrar en periodo de bonanza y expansión, con cimientos mucho más arraigados que los que los sustentó en el espejismo de principios de la década. Por ello, anunciaba, Prisacom abría la veda y se lanzaba a la caza de periodistas talentosos.

Y, al poco tiempo, pude comprobar en propia carne que las palabras de Mario iban en serio: hace unos tres meses empezó a cortejar (profesionalmente, eh) a Paula. Tras varios encuentros de tomaydaca protocolarios, esta semana firmaban el acuerdo por el que mi bombón se incorporará este verano a esa magnífica casa como jefa de Contenidos para móviles (creo que el nombre exacto es jefe de Movilidad, pero no me gusta un pelo porque suena a fisioterapeuta…).

Así que Prisa gana una grandísima profesional, mientras nosotros comenzamos a digerir que va a ser difícil su regreso al nido. Esta periodista inicia, ahora, una brillante etapa que intuyo, snif, definitiva y sin retorno. De entrada, ella ya no es la hija de Paco Sancho; ahora soy yo el padre de Paula Sancho. Qué pasa.

24 comentarios:

Isabel dijo...

qué bonito homenaje.
me alegro mucho por Paula a la que por cierto conocí hace unos años a través de una amiga común.
enhorabuena.

luis eduardo dijo...

Soy un argentino residiendo desde hace tres años en Madrid. Trabajo como jefe de relacionistas públicos de una multinacional. En mi equipo hay un antiguo alumno de Pamplona y esta mañana me ha enseñado este blog. Paco, he quedado prendado de los ojos de tu hija Paula y me encantaría conocerla. Tengo cuarenta años y, no sé, he sentido un algo al ver su fotografía. ¿Podría ser este blog el lugar para contactanos? No sé si ella tiene quien bien la quiera. Pero ojalá se anime. Un placer contactar con ustedes.

leñador dijo...

vaya con los argentinos, aquí a saco en la página del papá de la criatura y sin miramientos.
Profesionalmente, Ole por Paula, se lo merece. Una crack

Pilar dijo...

Joe, casa Paco, página de contactos. jajajaja.
Enhorabuena a Paula!!! Qué dos gurús de los cibermedios tienen los Sancho en casa.

luis eduardo dijo...

Mis disculpas. No pensé que iba a causar este revuelo mi petición. Lo siento, señorita Sancho, no era mi intención parecer un ligón. Permítame al menos que la felicite por su nombramiento. Me pregunto si le molestaría recibir un ramo de flores en su nuevo trabajo.

Anónimo dijo...

Mi enhorabuena para tu preciosa hija. Sabiendo lo que nos has demostrado en Asunción estoy segura de que tu hija sigue tu proyección de buen periodismo. Queremos que regreses!

Pilar dijo...

AYyyyyy, Luis Eduardo, yo tengo amigas muy interesantes, sin novio y que recibirían un ramo de rosas y de besos también. (guiño, guiño)

Ander Izagirre dijo...

¡Ojo, Luis Eduardo, que en el pack va incluido el suegro!

luis eduardo dijo...

Caray. Pensé que había clausurado el tema y veo que siguen los comentarios. No tengo el gusto de conocer al suegro, salvo algunas imágenes publicadas en este blog. Paco tiene aspecto de ser divertido, de, quizá, gustarle la bebida. Ojo, que no le llamo borracho. Pero así como su hija me enternece y me dan ganas de piropearla a cada minuto, Paco me transmite la idea de trasnochar, de tomar copas.
PD. Si doña Pilar es tan amable de darme esos nombres...

mélgar dijo...

Estimado Luis Eduardo.

No encuentro mucha explicación para su furibundo intento de desacreditar a un prohombre como Don Francisco. Durante años, este genial periodista ha forjado a los más granados profesionales de la información. Estos han sabido ver en él un faro, un guía, un Caronte que en vez de dirigir sus almas hacia Hades, las orienta hacia el verdadero periodismo.

Don Francisco, conocido por su afición al té, tan sólo, y digo tan sólo, cata el vino en alguna comida familiar y evento del más alto nivel.

Luis Eduardo, si mantiene esta actitud, claramente cáustica, nociva y poco pedagígica, me veré obligado a visitarle con dos amigos, rusos para más señas, con los que tendré a bien partirle las piernas. Y sé dónde trabaja.

luis eduardo dijo...

Cómo le tiene engañado Francisco Sancho al ingenuo de Melgar. Seguro que eres un pipiolo.

Té... Te camela.
Además, carajo, me gusta que Paco sea como creo que es. Un amante del buen comer y del buen beber. Le voy a recomendar para que entre como caballero de la sociedad gastronómica más elistista del Viejo Reyno: Cojuna.

lorena dijo...

No se lo qué es Luis Eduardo pero parece "spam" o no se. Me parece que quiere machacar este blog.
o es viejo verde???

Xan dijo...

Quién es ese payaso? (Es lo que me viene a la mente al leer sus comentarios).
Un saudiño.

Pilarsincarné dijo...

Para mi que al final Luis Eduardo va a ser un analista de medios estupendo que lo que quería era aumentar el nivel de participación (que no de audiencia -eso Paco lo consigue solito estupendamente- )y ha visto que lo que faltaba era morbo y se lo ha dado. ¿Quizá haga lo mismo con otros medios?
Para mi Paco, más que "un faro, un guía, un Caronte que en vez de dirigir sus almas hacia Hades, las orienta hacia el verdadero periodismo", que también, es el gurú de los gurues o guruses.

Ander Izagirre dijo...

Me he descojunado un rato. ¡Luis Eduardo txapeldun!

leñador dijo...

Sí, si, Luis Eduardo txapeldun. Éste es relacionista público del aquí hay tomate o algún tipo de basura cósmica. Qué crack y pobre suegro como le caiga encima jaja

Latin King enfuresido dijo...

!Órale¡, pero que pinche güey el Luis Eduardo. Está bien menso este chingao. Cuidado con ofender a mi carnal Paco. Sigue así y te voy a romper la madre, pendejo.

Nahum dijo...

Me sumo al Latin King Enfuresido.

Eduardito, Eduardito, que te vamos a cortar los bemoles...

(Me ausento de aquí unos días y esto se desmadra, Don Francisco)

Bertzolari dijo...

Ella ya sabe lo que pienso.sé que le ha costado mucho dar este paso, pero me alegro muchísimo por ella, y estoy segura de que todo va ir sobre ruedas Soy su hermana, qué quieres que te diga..pero estoy muy muy orgullosa de ella.Un beso muy grande

Rober dijo...

He sido compañero suyo durante 3 añitos en movilisto y es una gozada trabajar con y junto a ella.

Un crack!

Preciosa por dentro y por fuera!

Besotes del ronkero!

Noemi (Koala) dijo...

Rudyard Kipling dijo: “No hay mayor placer que el de encontrar un viejo amigo, salvo el de hacer uno nuevo”
Noemi Pozo dice para mi Pauli del alma: Nuestros caminos se unieron en esta empresa que ahora dejas pero no por ello se separan, esto no ha sido mas que un punto de unión de lo mucho que nos queda por compartir y disfrutar.

Mis mejores vibraciones para tu nuevo trabajo, una profesional como tú no necesita más.


P.D.: Paco, soy fiel seguidora de tu blog.

Armando dijo...

parabéns, em "portuñol" y con retraso, a Paula y a Paco!

en cuanto a las aficiones y devociones de don Francisco, soy testigo tan sólo de alguna oracción, a la hora de la cena, a Santa Carolina, una santita chilena muy simpática.

grande abraço!

Armando dijo...

oración a Santa Carolina, quiero decir...

esto de los "cc" o "c" es una de las trampas que vuestro idioma pone a los brasileros.

Menos mal que me salva el diccionario - o será dicionario? - de la Real Academia, pero hay que sacudir la pereza y consultarlo...

Armando dijo...

una corrección más (o será correción? Al DRAE, menos mal que tiene un sítio sencillo y rápido):

la santa de la devoción de don Francisco en Sudamérica es Santa Helena, no Santa Carolina.

Perdón. Esas santitas chilenas son parecidas, siempre tintas...